Press Release —Global Mayo 20, 2017

Recrudece la violencia comunal en el norte de Malí y los desplazamientos alcanzan su pico máximo

Malí - Un reciente resurgimiento de la violencia comunal y del conflicto armado en el norte de Malí ha desplazado a miles de personas más en los últimos meses. Esta semana, la Comisión de Movimientos Poblacionales de Malí (CMP por su sigla en inglés) informó acerca de un aumento de 14.233 personas desplazadas internamente desde el mes de febrero, llevando el número total de personas desplazadas por la violencia en todo el país a 58.985 individuos (10.248 hogares). La mayor parte de las personas desplazadas este último tiempo han sido agrupadas en la región de Timbuktu debido a conflictos violentos recientes en la cercana comuna de Gourma-Rharous.  A nivel nacional, la región de Timbuktu continúa albergando la mayor cantidad de personas desplazadas internamente (22.328), seguida por Segou (10.794) y Menaka (10.381). Hace varios meses, la violencia comunal parecía haberse calmado, lo cual aumentó la presión sobre la OIM en cuanto a incrementar la asistencia para el retorno y la reintegración de personas desplazadas internamente que deseaban retornar a sus hogares. Actualmente, la OIM espera que todos los desplazados potencialmente hayan podido retornar a sus comunidades de origen hacia el final del presente año si los conflictos no se reiniciaran y si se dispusiera de la suficiente asistencia humanitaria como para hacerlo. La OIM sostiene que es necesario un mayor apoyo financiero para asistir a las comunidades vulnerables. También reitera su llamamiento a todos los grupos en Malí a fin de trabajar en pos de la estabilidad y la paz, evitando desplazamientos adicionales y haciendo todo lo posible para permitir que las familias desplazadas retornen a sus hogares. La misión de la OIM en Malí continúa trabajando con el gobierno de dicho país a fin de proveer información actualizada acerca de los movimientos de retornados y de personas desplazadas internamente como así también acerca de las necesidades de las poblaciones que se han visto afectadas por el conflicto, como parte del programa de la Matriz de Seguimiento de Desplazados (DTM por su sigla en inglés). La OIM continúa también con su trabajo de estabilización comunitaria, incluyendo la rehabilitación de casas dañadas en zonas afectadas por el conflicto, la entrega de artículos básicos de asistencia, asistencia de reintegración y psicosocial, y actividades tendientes a la generación de ingresos y al desarrollo de habilidades. Para mayor información por favor contactar a Aminta Dicko, OIM Malí. Tel: +223 90 50 00 07, Email: adicko@iom.int.